El aire acondicionado de mi auto huele mal

No solo es un olor insoportable, también puede afectar las vías respiratorias de todos quienes ocupan el auto. Hablamos del aire que sale del sistema de climatización, especialmente si tu auto ya tiene algunos años y que puede estar lleno de bacterias y hongos, los cuales son los culpables del mal olor y de que te dé un ataque de estornudos, tos, picazón de ojos y ganas de no volver a prender el aire acondicionado o el calefactor.

Hay algunas razones por las que ese desagradable olor a huevo podrido o humedad puede estar saliendo de tu aire acondicionado y es importante que las identifiques para que puedas arreglarlo:

POR HUMEDAD
Prendes tu aire acondicionado, el aire caliente dentro del vehículo se absorbe y al momento de enfriarlo hay condensación que se queda como humedad dentro del sistema, la que si no se seca genera hongos, moho, bacterias que provocan el mal olor y que los conductos se deterioren.

POR FILTRO SUCIO
Cuando el filtro que limpia el aire frío que ingresa al auto está sucio, se llena también de bacterias que hacen que el aire salga con mal olor y ácaros.

POR CONDUCTOS DAÑADOS
Si hay una tapa o conducto dañados del sistema de refrigeración, los olores de los componentes tóxicos del refrigerante pueden filtrarse hasta el interior de tu auto.

Prende la calefacción y el aire acondicionado al menos una vez cada quince días, así permites su ventilación y que salgan posibles partículas que lo obstruyan.
Apaga el aire acondicionado unas cuadras antes de llegar a tu destino para que ingrese aire desde el exterior por los ductos y ayude a secarlos.
Evita usar el aire acondicionado al máximo, porque así es cuando se condensa más aire caliente y queda más humedad en los conductos.
Abre las ventanas para que escape la mayor cantidad del calor acumulado y luego prende el A/C, así no se absorbe un aire tan caliente y hay menos condensación.
Prender la calefacción por unos 10 minutos luego de un trayecto con A/C es útil para secar toda la posible humedad.
Siempre se acumulará suciedad en los filtros, humedad o podría dañarse alguna pieza del sistema, por lo que debes llevarlo a mantenimiento cada 10.000 o 15.000 km.

Coloca un desinfectante en spray especial para A/C, en la entrada y salida de los ductos de ventilación y déjalo por 15 minutos con todas las puertas del auto abiertas, luego actívalo por 20 minutos y se habrá limpiado y desinfectado.
Sigue los consejos preventivos, siempre puedes evitar que se siga dañando el sistema de ventilación.

Cuida cada parte de tu auto, sabemos que te acompaña día a día y es mejor que te sientas cómodo en todos los trayectos, pero sobre todo, queremos que sientas la seguridad de que tu auto es un lugar seguro mientras vas a tu trabajo o de paseo con tu familia, al saber que siempre te acompañamos.



Minimiza el riesgo para tu familia, tu hogar y tus bienes aplicando estos consejos. Recuerda que en Seguros Equinoccial contamos con un seguro perfecto para proteger lo que tanto esfuerzo te ha costado conseguir.